El líder como embajador de la comunicación

Artículos

Un líder no es un ente aislado. Para llamarse líder requiere dos elementos fundamentales: gente y un objetivo común. ¿Y cómo establece procedimientos, delega responsabilidades, define metas y evalúa progresos? La respuesta es la herramienta más valiosa de la especie humana: la comunicación.

El líder debe transformarse en un embajador permanente de la comunicación. Él necesita saber lo que ocurre en su equipo de trabajo y conocer a cada persona que lo conforma, además de asegurarse de que reciba la información pertinente para realizar su labor. Este canal constante también le permite enterarse de las aportaciones e iniciativas de su gente y difundir datos de interés general.

Hay maneras probadas de trabajar que garantizan el éxito. No obstante, nuestro mundo no es estático y todo es perfectible: las áreas de oportunidad se extienden a todo nuestro derredor. El líder inmerso en su entorno detecta nuevos senderos, idea estrategias innovadoras y visualiza posibilidades desafiantes con la ayuda de su equipo, si ante todo sabe comunicarse; es decir, alternar con sabiduría sus roles de emisor y de receptor. Un bloqueo en cualquiera de estas funciones interrumpe el diálogo, con consecuencias lamentables.

La recompensa que recibe un líder que promueve la comunicación es un equipo informado, comprometido, motivado y leal. Estos conceptos pueden parecer intangibles, pero encuentran su mejor expresión objetiva en los índices de productividad de una empresa.

by Laila Chartuni

Maestra en Comunicación Organizacional

TOP Companies

Publicado en: Mayo 2017