by TOP Companies

Publicado en: Junio 2018

Los jóvenes y el mercado laboral

Artículos

La integración de las nuevas generaciones al mercado laboral ha planteado nuevos retos para quienes ya sumamos varias décadas de vida y otras tantas de experiencia laboral. Su percepción del mundo es distinta a la nuestra porque nacieron en un entorno diferente, donde los valores tradicionales se han visto cuestionados y sustituidos por otros con los que no logramos identificarnos.

Sin embargo, son estas diferencias las que han generado grandes cambios en el entorno laboral y lo han revolucionado.

Resulta irónica la brecha de comunicación que existe entre las generaciones con sus antecesoras, ya que fueron éstas quienes construyeron sus cimientos que ahora las sustentan. Los Baby Boomers formaron a la generación X, y estas dos fueron quienes formaron a la generación más joven dentro del campo laboral: los millennials. 

Estas diferencias generacionales debemos asumirlas desde una perspectiva  positiva y apreciar las bondades que aporta cada generación, sobre todo las generaciones jóvenes. Son individuos con un dominio extraordinario de la tecnología, del que nosotros carecemos. También gozan de una conciencia ecológica que les es inherente y que, preciso es decirlo, surge como respuesta necesaria al enorme daño que nuestra irresponsabilidad le ha causado al planeta.

Los jóvenes de hoy piensan “fuera de la caja” y aplican esa creatividad de forma práctica. Están ávidos de aprender, saben dónde obtener información y disfrutan de los desafíos. Entre sus capacidades encontramos el multitasking, de manera que pueden realizar múltiples tareas de forma rápida y eficaz. Ellos no se conforman con el status quo y tienen la mirada puesta en el futuro.

Si los líderes encontramos la forma de mantenerlos interesados, serán colaboradores muy activos. Si damos a sus logros el debido reconocimiento, contaremos con su lealtad.

Ha llegado la hora de abrir nuestro panorama, reconocer las cualidades de cada generación integrarlas a los ciclos productivos. Es tiempo de flexibilizarnos para sobrevivir.

El futuro es inmediato. Y es nuestro.