Publicado en: Abril 2020

Artículos

Administrar o potenciar

Recursos humanos, tiene un origen económico, y eso ha hecho que por años tuviera un papel administrativo; la nómina, los días de vacaciones; es hora de romper el lazo.

Es hora de que lo humano regrese, que seamos el área que vele por los individuos dentro de la organización. Quizá hasta valdría la pena reconsiderar rebautizarle, porque ¿recursos humanos? ¿capital humano? Nos regresa a ese corte, a ese lugar donde pesa más lo administrativo, donde queda atrapado lo humano entre papeles, o donde el colaborador es sólo un activo empresarial más. ¿Factor humano? Si, si atendemos a la perspectiva de enfocarse a la capacidad de aprendizaje, de percepción y de motivación por parte de los colaboradores.

¿De qué debería ocuparse el área humana de la empresa? Es un cazatalentos, hay que salir, buscar en universidades, en las redes, en otras organizaciones (con transparencia y con acuerdos justos), hay que salir también del molde, de ser receptores de Cv’s que se quedan cortos o se exagera, hay que salir de la entrevista clásica y enfrentar a los candidatos a lugares menos comunes, en situaciones donde no puedan responder: mi mayor defecto es ser perfeccionista.

Potenciar ocurre desde el primer día en que un nuevo colaborador ingresa. Es el área humana, la que DEBE, en ese sentido de responsabilidad, la que dé la bienvenida a los nuevos talentos, la que a través de una inducción que salga del molde comience a generar sentido de pertenencia, es el área de lo humano, la que debe provocar que las personas se enamoren de la organización y generar el “clic” entre la Cultura y la persona. Incluso es la que a raíz de un nuevo “enamoramiento” logre contagiar a los colaboradores que llevan más tiempo en casa, y renueven sus “votos”. Es el área de lo humano el primer embajador de la marca que representa.

De potenciar todo el talento que circula por los pasillos de nuestras instalaciones. Lo anterior significa tener programas de capacitación hechos a la medida del talento, programas que consideren el aspecto técnico como el hilo fino, y las habilidades blandas como los cimientos, ninguna persona puede llenarse de conocimientos, si no se fomenta en ellos la actitud correcta. Se debe potenciar una actitud sedienta de aprender, pero más sedienta de compartir lo aprendido. Debemos asegurarnos que los programas de capacitación demande de los colaboradores el moverse de su área de confort, pero también debemos estar abiertos al hecho de que no todos aprendemos de la misma forma, si identificamos el cómo aprende una persona podremos y podrá vivir los nuevos aprendizajes como una experiencia necesaria y complementaria.

Como área de lo humano, debemos potenciar y promover relaciones sanas basadas en el respeto mutuo y reconocimiento de la diversidad como punto de apoyo.

También debemos potenciar la responsabilidad individual, es decir, la organización a través de las diferentes áreas brindará al colaborador de diferentes opciones que contribuyan en su bienestar, sin embargo es responsabilidad del colaborador que así ocurra.

El área de lo humano dentro de una organización, debe encargarse de lo humano, no perderse entre papeles e incidencias, debe contribuir a que el corazón de las organizaciones se mantenga vivo, siempre.  

by TOP Companies