by TOP Companies

Artículos

A través de los años el género femenino ha enfrentado constantes retos para lograr el derecho a ejercer una carrera profesional y obtener reconocimiento al interior de la organización. El camino ha sido largo, y pese a las dificultades que han enfrentado, cada vez más mujeres toman posiciones de mayor trascendencia y poder, incluida la dirección general, dentro de organizaciones de todos tamaños, a nivel internacional.

En la actualidad las Súper Empresas, aquellas que son referente por sus prácticas organizacionales, están preocupadas por el desarrollo y crecimiento de sus colaboradores; implementan una cultura incluyente que no limita las oportunidades por raza, condición o género. Sin embargo, en muchos otros lugares de trabajo aún existen batallas por librar para alcanzar el sano equilibrio que dé oportunidades y beneficie a todos, sin excepción.

En el marco del 7º Congreso Internacional TOP Companies, Bienestar un camino de elecciones, tuvo lugar panel en el que tres relevantes profesionales de diferentes ámbitos hablaron sobre el rol de las mujeres en las organizaciones y los retos a los que se enfrentan como género.

En su participación, Sandra Ramírez, Directora General de Bristol Meyers Squibb, resaltó que todavía existen temas por atender, como el sesgo salarial de género, la creación de un balance entre lo personal y profesional, y que no se responsabilice solo a unos cuantos para lograr el cambio sino que la organización completa ejerza una cultura inclusiva, en la que tanto hombres como mujeres trabajen por un fin común.

Por su parte, Johanna Lovera, fundadora de Mind Flow, destacó la importancia del rol masculino para apoyar el desarrollo de las mujeres, ya que considera que se debe profundizar más en las políticas de las empresas para permitir que los hombres también se involucren en temas domésticos, y así propiciar que las mujeres profesionistas se puedan desarrollar con condiciones favorables en su vida laboral.

Asimismo, Analú Solana, Directora General de Cheil México, recordó que en los inicios de su carrera profesional la manera de sobresalir en el mundo laboral era compitiendo y adoptando cualidades masculinas. Esa fue la manera en que muchas mujeres se defendían; sin embargo, advirtió, es necesario reconocer que todos tenemos diferentes “skills” y que las habilidades tanto femeninas como masculinas se pueden aprovechar para lograr el crecimiento conjunto.

Estas tres exitosas mujeres coincidieron en que las oportunidades de desarrollo para las mujeres son cada vez mayores y las organizaciones se están encargando de seguir promoviendo su crecimiento y empoderamiento. El trabajo arduo y el empeño que, como sociedad, se está realizando muestra un panorama alentador y cada vez más inclusivo y equitativo.

Publicado en: Marzo 2020

Mujeres empoderadas, charla entre 3 Súper Women